Steve Jobs, biografía por Walter Isaacson

jobs
jobs
jobs
jobs

No voy a repetir mi opinión ultrapersonal y sectárea sobre Jobs. Más info en esta entrada que generó más de 800 lecturas.

Aquí va el resumen de esta Biografía que me ha parecido espléndida, como todo lo que conozco de W.Isaacson ( Bios sobre Einstein, Benjamin Franklin, )

Libraco tocho donde los haya, muy al estilo de los históricos sobre Roma que se van a las 1000 páginas. Pero para los amantes de la tecnología e informática yo diría que es imprescindible. Se basa en más de cuarenta entrevistas realizadas a Jobs a lo largo de dos años, además de entrevistas a más de cien miembros de su familia, amigos, adversarios, competidores y colegas. Isaacson tuvo acceso “exclusivo y sin precedentes” a la vida de Jobs. Se dice que Jobs estimuló a los entrevistados a decir toda la verdad. Si bien Jobs cooperó con la elaboración del libro, no pidió tener ningún control sobre los contenidos (excepto la tapa), y renunció al derecho de leerlo antes de ser publicado.

mis marcadores sobre este libro :

  • Se supone que los biógrafos deben tener la última palabra. Pero esta es una biografía de Steve Jobs.

  • Cuando hería a otras personas, no se debía a que careciera de sensibilidad emocional. Al contrario: podía evaluar a las personas, comprender sus pensamientos internos y saber cómo conectar con ellas, cautivarlas o herirlas según su voluntad.

  • Aquello representaba el gran debate de la era digital: sistemas abiertos contra sistemas cerrados o, según lo presentaba Jobs, integrados contra fragmentados.

  • «Muy de vez en cuando aparece un producto revolucionario que lo cambia todo
  • Le gusta adoptar la postura contraria a la tuya para fomentar la discusión, porque
    eso puede llevarte a un mejor resultado. Así pues, si no te sientes cómodo mostrando tu desacuerdo, entonces no podrás sobrevivir»

  • sacó su violonchelo, un Stradivarius de 1733, y tocó algo de Bach. «Esto es lo que habría tocado en vuestra boda», les dijo. Jobs se levantó con lágrimas en los ojos y le dijo: «Tu interpretación es el mejor argumento que he oído nunca en favor de la existencia de Dios, porque no creo que un ser humano pueda por sí solo hacer algo
    así».

  • «No contamos con “divisiones” con sus diferentes estados de cuentas —afirmó Tim Cook—. Tenemos un único balance para toda la empresa
  • … eslogan: «1.000 canciones en tu bolsillo». Aquello lo diría todo. Jobs volvió a mirar el extremo derecho de la mesa, y acabó por mostrarse de acuerdo. Como era de esperar, pronto se puso a anunciar por ahí que había sido idea suya
  • Cuando el chico movía el cursor sobre los símbolos que abarrotaban la parte inferior, el cursor hacía las veces de lupa y aumentaba la imagen del icono. «Me dije: “¡Dios mío!”, y lo contraté al instante», recordaba Jobs. Aquella función se convirtió en una característica muy popular del Mac OS X, y aquel diseñador creó otros elementos, como el desplazamiento con inercia de las pantallas táctiles

  • Apple es una compañía consagrada a sus productos. «Decidir qué es lo que no se debe hacer es tan importante como decidir qué se debe hacer —comentó—. Esto es válido para las empresas y es válido para los productos».
  • enumeraba todas las características, las describía como elementos cuyo valor intrínseco era de «miles y miles de dólares», y conseguía así que el público imaginase lo prohibitivo que iba a resultar.

  • Tras dos días, Rizzo concluyó que era inútil resistirse a Jobs y le dio permiso a Rand para que llevara a cabo el encargo.

  • Jobs se retiró entonces a su despacho y escribió en su Macintosh: «No criticaré al resto de la organización. No criticaré al resto de la organización…».

  • Su belleza radicaba en que su interfaz de usuario parecía un soleado cuarto de juegos en lugar de una pantalla oscura y sombría con parpadeantes letras verdes
  • «¡Nos estás estafando! —gritó—. ¡Yo confiaba en ti y ahora nos estás robando!». Hertzfeld recuerda que Gates se limitó a aguardar tranquilamente, mirando a Steve a los ojos. Luego replicó con su voz chillona, en una ocurrente respuesta convertida hoy en todo un clásico: «Bueno, Steve, creo que hay más de una forma de verlo. Yo creo que es como si los dos tuviéramos un vecino rico llamado Xerox y yo me hubiese colado en su casa para robarle el televisor y hubiera descubierto que tú ya lo habías mangado antes».
  • el Macintosh se convirtió en el primer ordenador en presentarse. «Hola. Soy Macintosh. Cómo me alegro de haber salido de esa bolsa»,
  • «No estoy acostumbrado a hablar en público, pero me gustaría compartir con ustedes una idea que se me ocurrió la primera vez que conocí a uno de los ordenadores centrales de IBM: “Nunca te fíes de un ordenador que no puedas levantar”»

  • Sculley todavía tenía algunos problemas para adaptarse a aquella atmósfera informal. Jobs se encontraba en el estrado de la sala de reuniones, sentado en la postura del loto y jugando distraídamente con los dedos de sus pies
  • «El campo de distorsión de la realidad era una confusa mezcla de estilo retórico y carismático, una voluntad indomable y una disposición a adaptar cualquier dato para que se adecuase al propósito perseguido —
  • Si una de sus argumentaciones no lograba convencerte, pasaba con gran destreza a la siguiente. En ocasiones
    era capaz de dejarte sin argumentos al adoptar de pronto tu misma postura como si fuera la suya,
  • «Steve no era demasiado adepto a la ingeniería, pero se le daba muy bien evaluar la respuesta de los demás. Podía adivinar si los ingenieros estaban poniéndose a la defensiva o si no se fiaban de él
  • Si le presentas una idea nueva, normalmente te dirá que le parece estúpida. Pero después, si de verdad le gusta, exactamente una semana después, vendrá a verte y te propondrá la misma idea como si la hubiera tenido él»
  • «Tenía unas pintas como si acabara de regresar de ver a ese gurú suyo de la India —recordaba Rock—, y olía en consonancia
  • Wozniak merece el reconocimiento por haber diseñado su impresionante placa base y el software que la acompañaba, lo que representó una de las mayores hazañas de la invención individual del siglo.
  • …abril de 1977 en San Francisco. Había sido organizada por un incondicional del Homebrew Club…
  • La gente sí que juzga los libros por su portada, así que para la caja y el empaquetado del Macintosh, Jobs eligió un diseño a todo color y siguió tratando de mejorarlo. «Hizo que los encargados del embalaje lo rehicieran todo cincuenta veces
  • Wozniak no lamentó el dinero perdido, pero su sensibilidad de ingeniero se vio herida cuando la compañía sacó al mercado el Commodore PET nueve meses más tarde. «Aquello me puso algo enfermo —afirmó—. abían sacado un producto que, por las prisas, era una basura. Podrían haber tenido a Apple».
  • Si se hubiera quedado y mantenido su participación del 10 %, a finales del año 2010 habría contado con una cantidad de aproximadamente 2.600 millones de dólares. En lugar de ello, en ese momento vivía solo en
    una pequeña casa de la población de Pahrump, en Nevada, donde jugaba a las máquinas tragaperras y vivía gracias a los cheques de la seguridad social
  • Moore había tratado de inculcar al club la idea de que aquel era un lugar para compartir e intercambiar, no para comerciar. «El espíritu del club —señaló Woz— era el de ofrecerse para ayudar a los demás». Aquella era una expresión de la ética hacker según la cual la información debía ser gratuita, y la autoridad no merecía confianza alguna. «Yo diseñé el Apple I porque quería regalárselo a otras personas», afirmó Wozniak.
  • John Lennon se había sometido a la misma terapia del grito primal en 1970,
  • «La única razón por la que yo destacaba era que todos los demás eran muy malos»
  • Se negaba a aceptar las verdades que se enseñaban de forma automática, y quería examinarlo todo por sí mismo». Dudman permitió que Jobs asistiera como oyente a algunas clases
  • Observaba con fascinación cómo su padre trataba de conseguir que una línea de onda en una pantalla se quedara plana .. «Para mí estaba claro que, fuera lo que fuese que estuviera haciendo mi padre, era algo bueno e importante». Woz.
  • «Allí es donde vi por primera vez un ordenador de sobremesa. Se llamaba 9100A y no era más que una calculadora con pretensiones
  • jobs: Necesitaba algunas piezas que fabricaban en Hewlett-Packard, así que agarró el teléfono y llamó al consejero delegado. «Por aquel entonces, la gente no retiraba sus números del listín, así que busqué a Bill Hewlett, de Palo Alto, y lo llamé a su casa. Contestó y estuvimos charlando durante unos veinte minutos. Me
    consiguió las piezas, pero también me consiguió un trabajo .
  • Es tu libro —aseguró—. Yo ni siquiera pienso leerlo».
  • Jobs afirmó que su contacto con las casas de Eichler despertó su pasión por crear productos con un diseño limpio para el gran públicoApartado especial : El campo de distorsión de la realidad
    • confusa mezcla de estilo retórico y carismático, una voluntad indomable, lo que le permitía ser realmente capaz de alterar la realidad». le daba poderes:
    • permitía a Jobs inspirar a su equipo para que alterase el curso de la historia de la informática
    • el campo de distorsión de la realidad de Jobs los forzó a hacer algo que habían creído imposible
    • El Efecto Rashomon es el efecto producido por la subjetividad y la percepción personal a la hora de contar la misma historia o situación, por el que los individuos que cuentan éstas lo hacen de forma diferente, pero de manera que cualquiera de las versiones es plausible, sin tener que ser por ello ninguna de estas versiones falsa; simplemente están influidas por la propia variabilidad y percepción individual. Esta denominación alude al filme Rashōmon dirigido por Kurosawa.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*



*